23 de agosto de 2014

Las historias de las damas


Pudo ser grato conocer en persona a Brenda Mejía,
y que cantemos "Princesa" algún día.

Espero que Arlette ya sepa tocar la güira,
para formar un grupo e irnos de gira.

A las damas les opino, las escucho y a veces las corrijo,
pero siempre aprendemos algo con Viviana Rijo.

Mi amiga Sandra puede que sea pequeña,
pero siempre logra el objetivo en que ella se empeña.

En Esperanza vive mi querida Ana María,
ella será feliz cuando se mude algún día.

Patricia es una mujer educada y elegante,
muy bella y soltera. Es todo un diamante.

Mi querida Erika es intensa día y noche.
Dice lo que piensa y a cualquiera le da un boche.

Todavía le debo un café a mi estimada Yanira Pino,
espero cumplir antes de perder el tino.

Ana Patricia es pura energía, es de sangre gitana.
Su vocación de servir a los demás ella siempre emana.

A Pashhy nada injusto le es indiferente,
necesitamos más como ella. Más mujer, más dama, más gente.

Ambar no ganó el balón de oro como Messi,
pero será nuestra favorita, nuestra "presi".

Glenys  siempre se queja de su “maldita” casa,
y en cuanto llega, a sus gatas abraza.
  
Dios bendiga, en voz de Vivian Fatule,
las rocas vuelve diamantes, porque con su fe nos pule.

Ver a Judith es siempre causa de euforia,
cada una de sus historias es una victoria.

Mujeres como Lucienne Carlo hay pocas,
fluye justicia en todo lo que ella toca.

Alguien que irradia buenas vibras es Ivelisse Chaljub,
la leo y me alegra el día, así que 1, 2, 3… ¡Salud!

Alguien que nos dice la verdad a todos, es Artemisa.
Con su elegancia le da hostia hasta al que no va a misa.

No hay comentarios.:

Publicar un comentario