18 de noviembre de 2009

¡Gracias, camarita!

Con esta camarita... fue que inicie mi vicio fotográfico, a finales del 2004...Yo nunca le había visto lo atractivo a eso de tomar fotos, pero después de aprender empíricamente a enfocar, ajustar, calcular, y decidir como hacer el "mejor disparo", le cogí el gustico a la vaina.

Esa me la "vendió" mi amigo Eddy, en un precio "dáo", para no decir que me la regaló. Era lenta, pero que diablos sabia yo? Si estaba mono con mi camarita, tirando mas tiros que un soldado en Irak.

Cuando ya no le pude sacar mas el jugo a la cámara, la vendí y le compre otra mas moderna a Eddy, pero esta vez el precio si fue justo... ¡Claro!, ni modo que siempre le dejara su bolsillo con el moño hecho. Esa camarita no era la gran cosa, pero me dejo hacer grandes fotografías.

Mi amigo Javier me enseñó que con cámaras sencillas se logran buenas fotos, solo había que: tomarse su tiempo en ajustarla, tomar buena posición, calcular el efecto del sol, y siempre tomar mas de una foto...Así que varios años después de iniciar aquel buen vicio, que tanta satisfacción me dio.. Pero tambien de verlo morir dentro de mi, por el veneno algunos que con sus abusos y delirio de superioridad me alejaron de las cosas que me gustan... 

Para ellos les digo: Algún día... Algún día...Mientras ese dia viene...

¡Gracias, camarita!

No hay comentarios.:

Publicar un comentario